Un error grave hoy en día es la creencia de que el entrenamiento de agilidad es todo lo que se necesita para mejorar en el deporte. Los atletas harán ejercicios específicos de su disciplina pensando que es todo lo que tienen que hacer para mejorar. Este tipo de entrenamiento definitivamente mejorará el rendimiento del atleta si se realiza correctamente. Sin embargo, esto es solo la mitad de la batalla. La velocidad y explosividad son muy importantes.

También te puede interesar: Mejora tu explosividad sin hacer levantamientos olímpicos.

Se debe tener rapidez, explosividad y fuerza de arranque para lograrlo.

Entonces, ¿Qué se necesita para que los atletas se conviertan en élite?

Es el trabajo que realiza fuera de la cancha/campo lo que preparará a su cuerpo para las cosas que está tratando de hacer. A continuación 3 ejercicios que, si se realizan de manera consistente, te harán más rápido, y explosivo.

Correr escaleras.

Resultado: Fortalece la parte inferior del cuerpo para obtener potencia.

Idealmente, un set de al menos 15 pasos. Puedes usar gradas o colinas semi inclinadas. Hay que hacerlo con un énfasis tipo intervalos.

Este tipo de entrenamiento activará el sistema cardiovascular mientras fortalece la parte inferior del cuerpo debido a la fuerza de la gravedad.

Como puede ver, este es un entrenamiento excelente con muchos beneficios.

Después de un programa de 6-8 semanas, notarás nueva fuerza y ​​potencia en las piernas con una resistencia. Prueba este entrenamiento 2-3 veces.

Hay muchas variedad en los ejercicios que puedes agregar. Puede ser escalada lateral, saltos de 2 pies, sentadillas con salto, etc. Estas variaciones se agregan más adelante, a medida que el plan va avanzado.

Saltar la cuerda.

Resultado: Aumenta frecuencia de pisada y el salto vertical.

Saltar la cuerda fortalece glúteos, cuádriceps, pantorrillas e incluso la parte superior del cuerpo. También aumenta la resistencia cardiovascular y muscular; lo que fortalecerá tu corazón y tus huesos.

Normalmente, cuando los atletas jóvenes intentan entrenar con la cuerda, no lo hacen durante el tiempo suficiente, por lo tanto, no están cosechando el beneficio.

Se debe hacer con muchas repeticiones o en un cierto período de tiempo para que sea efectiva. Esto se debe a que el cuerpo necesita comenzar a fatigarse. Es algo así como correr distancia para resistencia. No puedes correr durante 1 o 2 minutos por día y esperar resultados positivos. El objetivo es correr más y más para que puedas aumentar tu resistencia y fuerza corporal. Esto es lo mismo para la cuerda.

También hay otras opciones, saltos con una pierna, saltos laterales, dobles, etc.

Desplantes.

Resultado: Más explosividad.

Para ser explosivo debes tener un buen equilibrio. Los desplantes desarrollan esto; además de la fuerza.

Son ejercicios unilaterales, lo que significa que entrenan un lado del cuerpo de forma independiente. Ayuda al equilibrio al mismo tiempo que te hace explosivo. Activan glúteos core, que son vitales para producir fuerza. Los desplantes están a la altura con sentadillas en lo que respecta a la producción de fuerza.

Son una excelente opción para los atletas jóvenes, ya que es más seguro que las sentadillas  y puedes hacerlo en cualquier lugar.

Se pueden hacer en un solo lugar o en una caminadora. Puedes usar pesas como mancuernas o usar una barra.

Hay más que solo entrenamiento de habilidades. Debes tomarte el tiempo para aumentar tu rapidez, explosividad y potencia. A cambio, obtendrás mejores resultados en tu deporte.

Comentarios