A través de nuestros años jugando, coacheando y en la vida; hemos escuchado muchos discursos o platicas motivacionales. Algunas han sido buenas, otros no tanto. Sin embargo nunca olvidaremos las palabras o el impacto que tienen en cierto momentos. Guardamos estas platicas en nuestra caja de herramientas y las usamos cuando las necesitamos.

Uno de los mejores consejos que me han dicho en mi carrera deportiva fue: controla el 100% de las cosas que puedes controlar.

Cuando aplicar esta frase.

Como entrenador esta frase ha tenido mucho sentido, más que como jugador. Muchas veces se habla lo que podría hacer el equipo si tuvieras ciertas cosas. La realidad es que todas las organizaciones tienen carencias pero lo que no necesita nada de inversión, es trabajar lo que depende de ti. La actitud hacia el trabajo o la preparación del equipo, esta ligada a ti y no depende de nadie más.

También te puede interesar: La pregunta que todos los entrenadores deben preguntar a sus atletas.

Muchas veces construimos sobre aire o imaginamos como seria el equipo bajo algunas circunstancias, en lugar de trabajar con todo lo que se tiene.

Esto también aplica hacia los jóvenes. Muchos de ellos se están acostumbrando a la gratificación instantánea. Si no consiguen rápidamente lo que quieren, se frustran. Lo que les repito muchas veces, “Lo único que puedes controlar es como respondes a lo que te pasa”. Una vez más, controlar el 100% de lo que está en ti.

Suena simple, pero es más fácil decirlo que hacerlo.

Lo que quiero decir es que te apropies de lo que puedes. Puedes controlar aspectos de tu juego como:

  • Concentración
  • Esfuerzo
  • Preparación
  • Actitud
  • Constancia

Existen otras cuestiones como ser buen compañero y escuchar a los demás . Sé que entiendes el punto. Todas las cosas de las que tienes control, te prepararán para el éxito si se lo gestionas de una manera trabajadora.

Dicho esto, hay muchas cosas que no podemos controlar. No puedes controlar esa mala decisión del árbitro, el clima, la lesión que pudiste haber sufrido, la mala actitud de tu compañero, la opinión de tus entrenadores sobre ti y todas las demás cosas que pueden suceder en los deportes. Lo importante es cómo reaccionas a las cosas que no puedes controlar.

La forma en cómo manejas sus tensiones y preocupaciones es importantísimo. La actitud lo es todo y mantener tus emociones estables, una actitud positiva y confiar en el proceso ayudará a moldearte para enfrentar las situaciones adversas.

Comentarios