Empecemos con definir que es la coordinación. Es el quinto elemento de las facultades físicas junto a la fuerza, velocidad, resistencia y flexibilidad. Esta consigue aumentar el rendimiento físico reduciendo el consumo energético. Una buena coordinación física, ayuda a mantener la posición del cuerpo deseada, ya sea en movimiento o estático.

También te puede interesar: Mejora estas 3 habilidades para correr más rápido.

Ejercicios de coordinación.

Estimulan la capacidad de acoplamiento, la cual hace posible que durante una actividad deportiva nuestro cuerpo actúe de manera conjunta, en busca de un objetivo y tienen como objeto potenciar diferentes capacidades.

En los deportes con pelota, una de las capacidades más importantes es la orientación, la cual nos permitirá sincronizar la trayectoria del balón, en relación al movimiento de nuestro cuerpo.

Algunos ejercicios:

  • Gateo en seis puntos (manos, rodillas y pies sobre el suelo): este ejercicio es básico para generar una buena coordinación, especialmente en niños cuya coordinación sea baja. Este ejercicio debe de ser hecho con una distancia mínima de cinco metros.
  • Gateo en cuatro puntos (pies y manos sobre el suelo): Este ejercicio debe de ser hecho con una distancia mínima de cinco metros.
  • Cangrejos (con el pecho viendo hacia arriba colocar manos y pies en el suelo levantando la cadera): hacerlo de frente y hacia atrás, con una distancia mínima de cinco metros.
  • Pecho tierra (con todo el cuerpo pegado al piso, avanzar moviendo solo los brazos y piernas sin despegarse del piso): puede hacerse de frente y para atrás, distancia mínima de cinco metros
  • Saltar la cuerda: este ejercicio es importante para la coordinación ojo – mano – piernas.

Conforme se vaya avanzando se pueden ir agregando obstáculos para subir, bajar o esquivar.

Referencias:

Comentarios