Los carbohidratos son la principal fuente de energía del cuerpo. Son importantes para la salud, pero no todos los hidratos son iguales. Vienen en dos formas: simples y complejos. Aquí hay una guía rápida para entender la diferencia y cómo elegir sabiamente.

Hidratos simples.

Estos carbohidratos se componen de azúcares fáciles de digerir. No son necesariamente buenos o malos; depende de los alimentos de los que provienen. Llévatela leve con aquello de los alimentos procesados. A continuación, encontrarás más detalles sobre los hidratos de carbono. En este grupo: dulces, pasteles, pasteles, refrescos, jarabes y condimentos, y estos causan picos en los niveles de azúcar en la sangre.

También te puede interesar: Una guía para cocinar comida saludable con poco tiempo.

Las frutas, por otro lado, no afectan los niveles de azúcar en la sangre de la misma manera. También son ricas en nutrientes y una buena fuente de fibra dietética. Las frutas con alto contenido de fibra incluyen peras, manzanas, plátanos y bayas. La fibra ralentiza la digestión haciéndolos parecidos a los hidratos complejos.

fructuosa nox

Hidratos de carbono complejos.

Estos carbohidratos se encuentran en granos enteros y legumbres.

Los hidratos complejos toman más tiempo para que el cuerpo los descomponga en comparación con los simples y proporcionan energía de larga duración.

Los alimentos con hidratos complejos tienden a tener más vitaminas, fibra y minerales que los alimentos que contienen carbohidratos simples. Come cereales integrales como la cebada, el centeno, la avena, el arroz integral, la quinua y el trigo integral. Las legumbres incluyen guisantes, lentejas y frijoles como el negro y el garbanzo. Prueba las verduras como la calabaza. Las verduras incluyen espárragos, brócoli, coliflor y también se pueden encontrar en la mayoría de los vegetales de color verde.

carbohidrato complejo nox

Carbohidratos procesados.

Estos son alimentos que contienen carbohidratos simples de azúcares y harinas. Generalmente también contienen aditivos químicos. Estos tipos de carbohidratos se consideran los carbohidratos malos o los que deben evitarse.

Contienen mucha azúcar y ningún valor nutricional. Limita los panes, pastas y cereales con etiquetas que digan: refinado, enriquecido o procesado.

Una buena regla para recordar es que si los alimentos tienen un alto contenido de azúcar o almidón, y bajos en fibra, vitaminas y minerales naturales, más difícil será digerirlos para el cuerpo.

Alimentos naturales ricos en nutrientes

Los carbohidratos complejos provenientes de alimentos naturales no procesados ​​son una buena fuente de nutrición. Las frutas son otro alimento natural con valor nutricional. Cómelos a diario: alrededor de dos tazas de fruta, más o menos. Las frutas sirven como ‘snacks’ entre comidas. Son una mejor opción en lugar de buscar un chocolate o una caja de galletas.

Las comidas deben incluir carbohidratos complejos, grasas saludables y proteínas.

Comentarios